Citroën busca duplicar su participación en el mercado local

Presentó regionalmente el nuevo C3 que comenzará a vender en el país en el primer trimestre de 2022. Planea alcanzar 7% de las ventas totales de vehículos OKM del mercado.

El Nuevo C3 es el primero de una familia de tres vehículos destinados al mercado internacional, desarrollados y fabricados en América del Sur y que serán comercializados en la región a lo largo de los próximos tres años, se explicó en su presentación oficial.

En el evento, el CEO de Citroën, Vincent Cobee, afirmó que “asegurar el futuro de Citroën exige una mayor presencia internacional y consolidación de la marca en todos los mercados en los que opera, incluidos América del Sur, Medio Oriente, África, Asia y China, así como una apertura a otros países como India“.

Para ello se desarrolló «un ambicioso plan de producto (Conocido como C Cubo) que contempla el lanzamiento de tres modelos con vocación internacional en tres años, pensados, desarrollados y producidos en regiones estratégicas», como parte de la primera etapa de una estrategia de crecimiento.

«El Nuevo C3 es un hatch que apunta a uno de los principales segmentos de América del Sur. Moderno, conectado y pensado para los consumidores locales, es perfecto para promover el crecimiento de Citroën”, resaltó.

Tras la presentación internacional, los directivos locales Gabriel Cordo Miranda, director de Peugeot, Citroën y DS Argentina; y Federico Frascaroli director de Marketing de Citroën Argentina, explicaron las perspectivas con la llegada del nuevo modelo a partir del primer trimestre de 2022.

«El proyecto C Cubo va a permitir a la marca contar con nuevos productos con posicionamiento competitivo en sus segmentos y que en el caso del Nuevo C3 permitirá estar en los primeros lugares de ventas y ganar participación de mercado frente a sus competidores», explicó Cordo MIranda.

En ese sentido, precisó que Citroën viene en los últimos años con un market share de 3,4% para 2019 y 3,6% en 2020, márgenes en los cuales también se moverá en el presente año.

«Pero creemos que el Nuevo C3 permitiría duplicar eso si tenemos en cuenta el potencial del auto dentro de su segmento, es decir nos animamos a pensar que está en condiciones de alcanzar marcas de ventas del 6% al 7%», planteó Cordo Miranda.

Esas proyecciones para los próximos años dependerán, luego, después de «muchas muchas circunstancias como condiciones industriales, lo que hacen también los competidores, los equilibrios en el comercio exterior que no se pueden pronosticar».

Para esta mayor presencia, la marca tiene previsto «robustecer» su red de concesionarias en el país para «adecuarlas a las condiciones de crecimiento con mejor provisión de servicios y herramientas de tecnología» y completando la gama con los modelos C4 Cactus y C5 Aircross y los comerciales Berlingo, Jumpy y Jumper.

La marca tiene su sede industrial en el país en la localidad bonaerense de El Palomar. Sobre el plan productivo , los directivos aseguraron que los dos restantes modelos a anunciar en 2023 y 2024 aún no tienen definido dónde se fabricarán.

La expectativa del mercado es que al menos uno de esos dos proyectos pueda radicarse en Argentina. Abastecer así la demanda local y los mercados regionales de exportación.

Comercio y Justicia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.